Historia de Otto Santamaria

  • Lambayeque
  • Área: Pobreza y GRD

Autoridades más preparadas para construir comunidades resilientes

El pasado Fenómeno del Niño que, en el 2017, azotó varias regiones, sobre todo en la costa norte del país, puso en evidencia la debilidad que existe en los Gobiernos Locales para gestionar los riesgos de desastres y dar una respuesta oportuna ante las emergencias. Esto se produce por distintas razones, pero principalmente porque los instrumentos de gestión municipal no incorporan el enfoque de gestión de riesgo de desastres (GRD); por la poca experiencia y capacidades técnicas en GRD que tienen las autoridades y funcionarios; y, porque las comunidades no están preparadas para enfrentar desastres o emergencias. 

El actual alcalde de Túcume, Otto Santamaría, tiene una larga trayectoria como funcionario público. Sin embargo, según comenta, durante estos últimos meses ha sido la primera vez que ha reflexionado sobre la necesidad de que la gestión del riesgo de desastres sea trabajada como eje transversal en todos los proyectos ejecutados por la Municipalidad.

Una mejor gobernanza: compromiso de las autoridades y comunidades involucradas

Save the Children, con el apoyo de OFDA – USAID, brindó el soporte técnico y financiero para implementar cursos de formación sobre Gestión de Riesgos de Desastres con enfoque comunitario y de especialización sobre Sistema de Inversión y Mecanismos Financieros con enfoque en GRD. Asimismo, se colaboró con la elaboración de instrumentos de gestión municipal como Planes de Prevención y Reducción de Riesgos de Desastres, Planes de Desarrollo Concertado con enfoque de GRD y Planes de Educación Comunitaria. Para lograr el éxito de estas acciones, el compromiso de los funcionarios públicos fue esencial. El alcalde Santamaria fue uno de los funcionarios más entusiastas y comprometidos con afianzar la gestión del riesgo de desastres al interior de la municipalidad, involucrándose personalmente para facilitar las acciones del proyecto y participando activamente en los procesos de formación y elaboración de planes. Sin embargo, el proceso no fue sencillo. 

“Encontramos una oficina que no estaba equipada; una comunidad sin organización. No había presupuesto; una sola persona atendía y había poco conocimiento de lo que se tenía que hacer a nivel técnico. Túcume fue duramente afectado por el Fenómeno del Niño, sobre todo en las zonas vulnerables. Fue todo un reto. Ahora la Municipalidad se ha equipado” comenta el alcalde.

Comunidades y autoridades trabajando juntas por la prevención

Las acciones de Save the Children no se implementaron solo a nivel de gobiernos locales, sino también a nivel comunitario, promoviendo la organización y formación de los Comités Comunitarios para la GRD, que fueron reconocidos con resolución municipal y acompañados en todo el proceso de implementación de la Estrategia de Enfoque Comunitario para la Gestión del Riesgo de Desastres.

“Save the Children nos ha apoyado en la capacitación de la comunidad. Ahora tenemos varios líderes que se han capacitado y que están en condiciones de poder reportar e identificar los daños cuando se produzcan. Este tema es fundamental porque tenemos como experiencia que, durante el Fenómeno del Niño, las dos personas encargadas de nuestra oficina no se dieron abasto para la etapa de evaluación, por ejemplo” afirma Santamaría.

Cada comunidad beneficiaria cuenta ahora con diagnósticos de riesgos, planes comunitarios de GRD, un centro de recursos equipado para la prevención de los riesgos de desastres y la respuesta oportuna, con Sistemas de Alerta Temprana Comunitario funcionales, un modelo de vivienda digna y segura, así como con capacidad instalada para gestionar acciones a favor de la mitigación de los riesgos de desastres.

Un futuro diferente

Túcume es solo una de las municipalidades que empieza a gestionar los riesgos de desastres. “La gestión del riesgo de desastres es importante en los Municipios porque nos permite menguar los daños cuando se produce un fenómeno” comenta el alcalde. 

Al cierre del proyecto, la municipalidad de Túcume no solo cuenta instrumentos de gestión promovidos desde el proyecto, sino con funcionarios motivados y capacitados que tienen una visión diferente al pensar en el futuro y proponer proyectos para su comuna: “Ahora no habrá ningún solo proyecto que no incluya la gestión del riesgo de desastres. Las bases para tener comunidades más seguras y resilientes están sentadas”, finaliza Santamaría, con decisión. 

Sobre la intervención:

El proyecto de “Reducción de riesgos de desastres de las poblaciones más vulnerables desde el enfoque comunitario en Lambayeque y La Libertad” ha sido implementado por Save the Children con apoyo de la Oficina de Asistencia para Desastres en el Extranjero de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (OFDA/USAID)). Esta intervención busca empoderar a las poblaciones en situación de mayor vulnerabilidad para reducir los riesgos de desastres, así como acompañar y fortalecer las instituciones y organizaciones vinculadas a la GRD en las regiones de Lambayeque y La Libertad. 

Tiene como estrategia fortalecer las capacidades de los actores en GRD en el ámbito regional y local mediante un enfoque comunitario innovador; mejorar la participación de los grupos más vulnerables; instalar capacidades locales para desarrollar instrumentos municipales, presupuestos, acciones de GRD y autoconstrucción segura; implementar proyectos comunitarios de GRD innovadores ; elaborar y difundir materiales de GRD en todos los ámbitos (local, regional y nacional); y generar alianzas con actores privados y sociedad civil. 

Infórmate

Suscríbete a nuestro boletín electrónico.

Síguenos en:

Logo Youtube Logo Twitter Logo Facebook Logo Instagram